Servicios KoinoníaKoinonia
Vd esta aquí: Koinonía> Agenda >
 

Descargar este artículo: PDF RTF
AUTOR: Novaes, Washington
 
AGENDA LATINOAMERICANA AÑO: 2010

Datos sobre la situación ambiental

Washington NOVAES


-Kofi Annan, secretario general de la ONU dijo: «El problema central de la humanidad hoy no es el terrorismo, sino a) los cambios climáticos ya en curso, y b) los niveles mundiales de producción y consumo insostenibles, que están más allá de la capacidad de reposición de la biosfera. Esas dos cuestiones amenazan la supervivencia misma de la especie humana».

A) LOS CAMBIOS CLIMÁTICOS YA EN CURSO

Previsión del PICC (Panel Intergubernamental del Cambio Climático): «Si las emisiones de gases que intensifican el efecto invernadero continúan al ritmo actual, en este siglo la temperatura de la Tierra se elevará entre 1,4 y 5,8 grados Celsius; el nivel de los océanos subirá entre 18 y 59 cm; habrá más sequías, inundaciones y otros desastres». Nota: El PICC sólo hace públicos datos avalados por consenso mayoritario, y con un 90% de probabilidad de que ocurran.

La temperatura sube

Últimos cálculos del PICC: en cualquier hipótesis, hasta 2050, la temperatura aumentará de los 0,8º actuales a 2º. Para evitar más de 2 grados, las emisiones tendrán que ser reducidas hasta entonces en por lo menos 80%. Agencia Internacional de Energía: el aumento mínimo será de 3 grados.

La peor recesión económica

Pero las emisiones siguen aumentando. Informe Stern: «si las emisiones no bajan un 80%, afrontaremos la peor recesión económica de todos los tiempos. Tenemos menos de una década para solucionarlo, apli-cando del 2 al 3% del producto mundial por año (de 1,2 a 1,8 billones de dólares)».

Balance de los desastres

En 2008 los «desastres naturales» han afectado a 211 millones de personas en el mundo, y han dejado 235 mil muertos. Perjuicios de 181 mil millones de dólares. En 10 años, 835 mil millones.

Las emisiones crecientes

En 2007 las emisiones de gases de efecto invernadero en el mundo fueron más de 25 mil millones de Tm (toneladas métricas). A EEUU corresponde cerca del 21% del total. China ya se ha convertido en la mayor emisora, con el 24%. Brasil es el 4º mayor emisor: más de mil millones de Tm de CO2 (datos de 1994) y más de 30 millones de Tm de metano.

El papel de cada país

Las naciones del G8 emitieron en 2007 cerca de 14,3 mil millones de Tm, 2% más que en 2000, un 0,7% encima de 1990 (cuando deberían estar 5,2% por debajo). EEUU emitió 16,3% más que en 1990, y 1,6% más que en 2000. Sólo Alemania, Inglaterra y Francia redujeron sus emisiones.

Sir Nicholas Stern: «Brasil ya está generando de 11 a 12 Tm anuales por habitante. Eso significaría más de 2,2 mil millones de Tm/año. Lo prometido para 2008 quedó para 2009».

Deforestación y clima

Casi el 75% de las emisiones brasileñas se deben a cambios en el uso del suelo, deforestación y quemas, principalmente en la Amazonia. De 2000 para acá, Brasil ya ha deforestado más de 150 mil km2.

Las proyecciones del consumo de energía

Agencia Internacional de Energía: «El consumo de energía en el mundo podrá aumentar 71% hasta 2030. La temperatura subirá 3 grados hasta 2050. En China, crecerá el 33% en una década. En India, más del 51% en una década. Los países industrializados necesitan reducir sus emisiones entre 60 y 80% hasta 2020; consumen 51% del total de la energía en el mundo. Un habitante de esos países consume de media 11 veces más energía que uno de los países pobres.

La Agencia Internacional de Energía prevé que serán necesarias inversiones de 45 billones de dólares en los próximos 15 años en nuevas fuentes de energía.

La esperanza de Kyoto

El Protocolo de Kyoto, que reglamentó en 1997 la Convención del Clima, de 1992, estableció que los países industrializados reduzcan sus emisiones en 5,2% entre 2008 y 2012. EEUU no se homologó.

La clave de la cuestión

Problema central: no tenemos instituciones, ni reglas universales, capaces de promover los cambios necesarios a escala mundial. Las reuniones de convenciones de la ONU exigen consenso para tomar decisiones. Es dificilísimo, por intereses contradictorios.

De dónde vendrá la energía

Agencia Internacional de la Energía: «Al ritmo actual, el petróleo caerá del 38% de la energía total, al 33% en 2030. El carbón pasará de 24 al 22%. El gas aumentará de 24 a 26%. Las energías renovables de 8 a 9% del total. La nuclear pasará de 2.532 billones de KWh (2003) a 3.299 billones de KWh.

Esperanzas en tecnología

Tecnologías en desarrollo: 1) secuestro y enterramiento de carbono en el fondo del mar o en campos de petróleo agotados; 2) células de combustible; 3) vehículos híbridos; 4) energías eólica, solar, de mareas, biocombustibles...

Los nuevos factores

Al Gore: «Hoy vivimos una emergencia planetaria». El gobierno de Obama ha autorizado a establecer límites de polución y consumo por vínculo. El nuevo Congreso, influenciado por la opinón pública, está cambiando mucho y podrá aprobar legislaciones más positivas.

Las dimensiones del desafío

Rick Samans, presidente del Foro Económico de Davos: «El desafío en el área del clima es pavoroso. Llevamos un atraso de 15 años».

La velocidad de la rueda

Carlos Nobre (INPE): «No hay cómo revertir el cuadro: la rueda ya gira a una velocidad tan alta, que no es posible detenerla; sólo se puede ralentizar».

Los riesgos de la inacción

Sir Nicholas Stern, ex-economista-jefe del Banco Mundial, en un informe para el gobierno británico: «Los cambios climáticos podrán sumergir a la economía mundial en la peor recesión planetaria de la historia reciente».

El plazo que tenemos

Sir Nicholas en 2006: «Los gobiernos necesitan afrontar el problema reduciendo emisiones de gases. Tenemos menos de una década para hacerlo». Sir Nicholas en 2008: «Fui muy optimista en 2006; no tenemos una década».

Mejor actuar

Esas inversiones serán una oportunidad de llegar a una matriz energética con emisión cero. Y será algo en la dirección opuesta a la de un declive económico. Costará menos afrontar el problema que pagar el precio de las consecuencias, si no lo hacemos.

Señales de optimismo

Hay varias señales optimistas en algunas partes. Pero hay también muchos interrogantes, por la actual crisis económico-financiera. El plazo para un nuevo acuerdo (post-Kyoto) era diciembre de 2009, en Copenhague. Si no hay acuerdo en Copenhague, nos quedaremos sin reglas para después de 2012. ¿Qué ocurrirá con el Mecanismo del Desarrollo Limpio y el mercado de carbono, que hoy moviliza decenas de miles de millones de dólares por año?

Avances en EEUU, retroceso europeo

12 Estados y más de 300 ciudades de EEUU ya han definido metas para la reducción de emisiones o para un aumento de eficiencia en el uso de energía, principalmente de combustibles fósiles. Ahora, con la autorización de Obama, podrán llevarlas a la práctica.

Europa se dispuso a financiar con 30 mil millones de euros programas de reducción en las emisiones de los países en desarrollo. Ahora, con la crisis financiera, ha retrocedido.

Alemania ha definido su meta de reducción de emisiones hasta 2020 en 40% sobre 1990. El Reino Unido ha fijado su reducción del 80% de las emisiones hasta 2050.Europa ha asumido el compromiso de reducir sus emisiones del 20% al 2020.

Nuevas preocupaciones

La OTAN alerta que el deshielo en el Ártico hasta 2013 podrá causar graves conflictos entre países por el dominio de rutas de navegación y áreas para explotación de petróleo. IUCN alerta que ya están siendo amenazadas el 35% de las especies de pájaros, 52% de los anfibios y el 71% de los corales.

B) NUESTRO ESTILO DE VIDA INSOSTENIBLE

No es sólo el clima lo que amenaza el futuro de la humanidad... sino nuestro propio exceso. Vivimos en un tiempo nuevo. No se trata ya de proteger del medio ambiente, sólo. Ahora se trata de contrarrestar nuestros excesos, de no sobrepasar límites que están poniendo en riesgo el planeta, y con él, nuestra vida.

La segunda gran cuestión -según Kofi Annan- está en los actuales niveles mundiales de producción y consumo de recursos y servicios naturales, ya más allá de la capacidad de reposición de la biosfera.

Niveles de producción y consumo

Los informes -Planeta Vivo y -Greenpeace dicen: «Estamos consumiendo un 30% más de la capacidad de reposición del planeta en recursos naturales. La-huella ecológica de la humanidad, sobre el planeta, se ha triplicado desde 1961». La huella ecológica en el mundo ya es de 2,7 has. por persona, por encima de la disponibilidad media, de 1,8 has.

Un panorama asustador

Según previsiones de la ONU: a mediados de siglo, la exigencia humana sobre la naturaleza será dos veces superior a la capacidad de producción de la biosfera. Es probable el agotamiento de los activos ecológicos y el colapso del ecosistema.

La huella humana

La huella ecológica mundial ya es de 14 mil millones de hectáreas. Entre los países de huella más alta, la de EEUU es de 2.800 millones. La de China, 2.150 millones. Índia, 802 millones. Rusia, 631 millones. Japón, 556 millones. Brasil, 383 millones. La huella ecológica -per cápita de EEUU es de 9,6 has. Brasil, 2,1

Agravando el problema, el Informe del Programa de la ONU para el Desarrollo (PNUD) dice: Los países industrializados, con menos del 20% de la población mundial, concentran el 80% de la producción, del consumo y de la renta totales.

PNUD: si todas las personas consumiesen como norte-americanos, europeos o japoneses, necesitaríamos hasta 9 planetas para surtir los recursos y servicios naturales necesarios (-Informe PNUD 2007-2008).

Destrucción inédita

Estamos deteriorando los ecosistemas naturales a un ritmo nunca visto en la historia de la humanidad. Casi un tercio de las especies conocidas se ha extinguido en tres décadas. La biocapacidad de la Tierra constituye la cantidad de área biológicamente productiva -zona de cultivo, pasto, floresta y pesca- disponible para atender a las necesidades humanas.

La población de especies tropicales ha disminuido un 55%. La conversión de áreas para a agricultura es el factor principal de pérdida del hábitat de las especies. Los manglares, cuna del 65% de las especies de peces tropicales, están siendo degradados a un ritmo dos veces superior al de las florestas tropicales.

Más de 1/3 del área global de manglares se perdió entre 1980 y 2000. En Sudamérica la pérdida fue del 50%.

Dónde está la riqueza

Las 3 personas más ricas, juntas, tienen activos superiores al PNB anual de los 48 países más pobres, en los que viven 600 millones de personas.

257 personas, con activos superiores a 1000 millones de dólares cada una, tienen juntas más que la renta anual conjunta del 45% de la humanidad, 2.800 millones de personas.

Hoy, los países en desarrollo pagan más de mil millones en intereses por día a los bancos internacionales.

Crisis de civilización

Vivimos una crisis de modelo de civilización. Nuestros modos de vivir son insostenibles, incompatibles con los recursos del planeta, incluso con 800 millones de personas pasando hambre y más de 2.500 millones debajo de la línea de pobreza (2 dólares por día).

¿Se resuelve con más crecimento?

¿Qué vamos a hacer? ¿Sería la solución simplemente el crecimiento económico? Edward Wilson: «Si el PNB mundial, hoy por los 60 billones de dólares, tuviese un crecimiento moderado, de 3,5% al año, llegaría a 2050 con 158 billones. Pero no llegará: no hay recursos y servicios naturales suficientes para ello.

Cuánto vale lo que tenemos

Robert Constanza y otros 13 científicos de la Universidad de California: si hubiésemos de sustituir servicios y recursos naturales, como la fertilidad del suelo, regulación del clima, flujo hidrológico y otros (que nada nos cuestan), por acciones humanas y tecnologías, ello nos costaría tres veces el producto bruto mundial de un año.

¿Qué es lo que tiene que cambiar?

Es indispensable cambiar de estilo de vida, poner en práctica un nuevo patrón de consumo que ahorre recursos, que no los desperdicie. Las matrices energéticas tienen que ser reformuladas. Los factores y costos «ambientales» han de ser puestos en el centro desde el principio en todas las políticas públicas y todas las empresas privadas, para ser evaluados, aprobados o no, y atribuidos a quien los genera.

Y la comunicación y la educación tienen que cambiar: deben informar permanentemente a la sociedad sobre las cuestiones en juego y las soluciones posibles. Para que la sociedad, informada, se organice y pase a llevar esos problemas a las campañas electorales, y exija a los candidatos que se posicionen.

 

Washington NOVAES
São Paulo, SP, Brasil

 

 

 


 



  Portal Koinonia | Bíblico | Páginas Neobíblicas | El Evangelio de cada día | Calendario litúrgico | Pag. de Cerezo
RELaT | LOGOS | Biblioteca | Información | Martirologio Latinoamericano | Página de Mons. Romero | Posters | Galería
Página de Casaldáliga | La columna de Boff | Agenda Latinoamericana | Cuentos cortos latinoamericanos